Relato: Relación excitante





Relato: Relación excitante

Hola amigos, les cuento esta pequeña historia para que la
disfruten:


Alberto y yo somos una pareja de compañeros de trabajo que
hemos tenido relaciones desde hace dos años. El es mi jefe directo, como
vicepresidente de la organización y yo soy jefa de una sección de la empresa.



Por casualidad y en secreto de nuestras parejas (el esta
casado y yo también), hemos mantenido una relación muy excitante entre los dos
disfrutando con mucha regularidad del sexo, escapando de nuestro trabajo o
nuestras casas en cualquier días posible y a cualquier hora para disfrutar el
uno del otro.



En verdad yo tengo 21 años de casada, los cuales no han sido
todo lo feliz del mundo y mi marido no ha sido todo lo buen amante que yo
hubiera deseado, pero una vida sin sobresaltos.



En el sexo las mejores experiencias que había tenido fue hace
muchos años, aun cuando estaba soltera y me enamore de un hombre casado que me
hizo sentir todas las cosas maravillosas del sexo, sin salir de lo que
pudiéramos llamar convencional.



Con mi jefe he vuelto a vivir una nueva experiencia sexual,
disfrutando al máximo, es un hombre muy bien dotado, que hace todo
maravillosamente. Me ha hecho entregarle el culo disfrutando de sensaciones
nunca antes exploradas. He aprendido mamarle su rica verga hasta la saciedad,
inclusive me ha enseñado a mamarle el culo, cosa que le para aun más la verga y
que para mí antes de esto hubiera sido un tabú impensable.


Desde hace un tiempo mi amante ha estado insinuando que
quiere nuevas experiencias conmigo, pero a mi se me hace un nudo en la garganta
solo de pensarlo, pero mis deseos internos pueden más que otra cosa. A parte que
he llegado a enamorarme profundamente del y estoy segura que el de mi, así que
me cuesta mucho negarle algo, sobre todo si ese algo tiene que ver con mi entre
pierna….


Esa tarde salimos del trabajo, y como la bruja de su mujer
siempre trata de controlarlo le había quitado su carro, así que yo ni corta ni
perezosa lo invite a llevarlo y aprovechar en insinuar que tenia unas ganas de
que me cogiera, para ver si lo animaba a que me diera una hermosa sesión de
pinga y yo quedar exhausta y extasiada de su leche que me encanta.



Era sábado en la tarde y no se hizo mucho de rogar, fuimos
primero a comer algo a un restaurante que queda a orilla del mar, muy lindo y
placentero en donde llega mucha gente extranjera y un lugar un tanto exclusivo.


Vestía esa tarde una falda de jeans y unas sandalias de meter
el dedo y aunque no uso minifaldas, por que no creo que una mujer a sus 49 años
deba estar como chiquilla vestida, era una falda sobre la rodilla, que dejaba
ver mis piernas bien formadas para mi tamaño y mis rodillas.


No soy una mujer alta, ni con una figura de reina de belleza,
pero a mi edad me conservo muy bien, no soy gorda, ni panzona y mi jefe siempre
me hace saber que tengo un culo precioso, cuestión que concuerdo con el, un culo
que aunque pequeño, bien formado y duro y unas tetas muy bien formadas, son
grandes y redondas. Aunque ya no están paraditas como a los 20 años, se ven muy
enteras. Tengo una carne dura y una piel limpia.


Antes había sido muy conservadora en todo, pero desde que
salgo con el he cambiado en mi forma de ser o mejor dicho me he redescubierto
nuevamente. Ahora uso hilos dentales, me gusta que mis senos se noten con blusas
pegadas, mis pantalones se ciñen un poco mas a mi cuerpo sin ser exagerado y
sobre todo me masturbo con mucha frecuencia.


Los disfruto enormemente pensando en la verga de mi querido
jefe, aunque en ocasiones cuando me masturbo pienso en otras vergas, me imagino
en situaciones con el gerente general o con un extraño en la calle y tengo unos
orgasmos riquísimos. Aunque tengo una vida sexual bien activa con mi jefe, ya
que con mi marido deje de tener vida sexual sana y seria desde hace mucho
tiempo, aunque el trata a veces sin tener ningún resultado de mis orgasmos, con
mi jefe la vida es otra cosa, me coje el culo, me hace venir, me pone a chupar
su pito, me mama gloriosamente, me da placer, aun así en casa me gusta meterme
el dedito y disfrutar fantaseando en situaciones extrañas. Tanto ha llegado el
asunto que cuando entro en esta pagina en mi casa y leo los cuentitos me voy al
baño me masturbo rápidamente hasta quedar con el corazón en el cuello, pero me
siento fenomenal y viva.


Bueno volviendo a lo nuestro cuando llegamos al restaurante
mi jefe en el estacionamiento me pidió que me subiera la falda, y yo ni corta ni
perezosa rápidamente tenia la falda sobre el pecho enseñando unas lindas
braguitas color rosa.


Su hábil mano, que sabe ya donde buscar comenzó en su juego
de tocarme el clítoris, cosa que me encanta y solo entendí que debía subirme un
poco para que el rápidamente y con movimientos muy sutiles me despojara de mis
bragas y dejara al aire mi coño totalmente rasurado. El me enseñó a que le
gustaba que me cortara los vellos púbicos y desde que el me lo pidió me siento
muy bien rasurándome totalmente, sin dejar a la vista un solo vello. El me ha
hecho saber que le encanta verme así me dice que el clítoris mío es enorme y que
sale de ente mis labios vaginales creciendo y floreandose y la verdad concuerdo
con él. Mi marido tambien me dice que le encanta verme como se me levanta el
clítoris y las pocas veces dejo que me de una mamada el se ensaña a ese clítoris
que no me queda más remedio que entregarle mi leche no sin pensar que se trata
de mi amado jefe.



Bueno después de una rato de la sesión de dedo y lengua con
los pies en el tablero del carro y descalza que me propinara mi jefe en el carro
y luego de una rica venida que inclusive hizo que mojara el tapiz de mi asiento,
el se detuvo y me dijo que fueramos a comer, no sin antes de advertirme que me
quedara sin interiores, cosa que de bien mandada hice, me acomode mi falda y
baje. Nunca antes habia tenido la sensación de estar sin ropa interior en
publico pero la sentí agradable y con la mamada que me había pegado me hacia
sentir mucho más excitada. Mis pezones estaban duros, y como son grandes se
notaban a través de mi blusa, que era una blusa de una tela muy fina y delgada y
con un brasier de encajes que denotaba lo duro que se encontraban mis pezones.



Era una tarde preciosa, la brisa soplaba y yo estaba muy
excitada, nos sentamos en uno junto al otro e instintivamente bajo la mesa
busque su miembro para tocarlo, el lugar no estaba muy lleno así que me sentí
muy cómoda tocándole su miembro que estaba parado y duro, estabamos mirando al
mar, cuando sentí la voz de la chica que nos decía buenas tardes.



Me sobresalte un poco, por que desde la posición que ella
estaba pudo observar con claridad el juego de mis manos en la verga de mi
acompañante, lo que hizo que me sonrojara un poco y a ella se le escapo un
atisbo de picardía con una sonrisa y mirada entre ella y yo de complicidad.



Nos dio la carta, para pedir, pero aquella sonrisa y cruce de
miradas me dio una sensación diferentes de disfrutar que me vieran, así que una
vez ella se retiró, inicie nuevamente el masaje que le propinaba a mi amado.



Como el es una persona bastante liberal ni se inmutó en decir
nada de la chica y observaba la carta con total naturalidad mientras yo me
dedicaba a tocar su miembro.



Con el rabo del ojo y de forma disimulada observaba como la
chica al llenar los vasos de agua se asomaba para poder apreciar la escena del
masaje que propinada, cada vez mas fuerte sobre esa pinga dura y enorme.



Me llamo la atención que al inclinarse la chica del servicio
pude notar unas lindas piernas y bien formadas, con una pequeña falda color
kaki, y el asomo casi imperceptible de una bragas blancas que cubrían su
entrepierna. Al darse la vuelta ella noto que la miraba, pero no le pareció
molestarle y al ver que yo seguía con mi masaje, viendo como se inclinaba para
buscar el hielo y dejaba ver un bonito culo me soltó una sonrisa picarona que
invitaba a seguir masajenado a mi compañero y a ver sus lindas piernas.



Era una chica guapa de unos 20 años aproximadamente, blanca,
no muy alta, pero de una linda figura. No tenia muchos senos, pero usaba una
camisa blanca, con los botones abiertos lo cual dejaba ver un brasier de encajes
blancos y unos redondos senos chicos aunque bien formados.



Ella se irgió y se enfiló nuevamente hacia nuestra mesa con
sendos vasos de agua, mientras mi jefe leía entretenidamente su menú y yo le
tocaba la verga descaradamente.



El llegar la chica yo movía la verga de mi amado a
complacencia, aunque esta se encontraba dentro de sus pantalones y la chica ya
frente a nosotros no podía disimular el gusto que le daba contemplar aquella
escena.



Subía los ojos, los bajaba, los subía, parecía un relojito
loco y yo disfrutaba aquella escena.



Colocó los vasos sobre la mesa y mi macho se corrío un poco
hacia a tras de tal manera que se podía apreciar mejor lo que yo hacia y el
disfrutarlo más y la chica tambien podia contemplarlo mejor. El sabía lo que
pasaba entre los tres, pero prefirió dejame a mi y a la chica disfrutar de la
escena y el hacía como si estuviera en otro mundo



Llego un momento por aproximadamente 3 a 4 minutos que
ninguno de los tres hablabamos, el no pedia nada, yo tampoco, la chica no
preguntaba que van a comer, simplemente los tres en un atisbo de complicidad
disfrutabamos la situación.



El silencio se rompió cuando un vaso de la mesa se cayo
derramando su contenido sobre mi falda, debido a los movimientos que hacia con
mi mano sobre la verga de mi jefe.



Yo no me inmute al respecto y el vaso se deslizo sobre el
piso rompiéndose en pequeños pedazos, la chica rápidamente nos dijo no se
perturben yo inmediatamente los recojo, y se agacho casi frente a mi para
recojerlos, yo corri un poco mi silla hacia atrás y abrí las piernas de tal
forma que con facilidad se veia mi coño depilado. Con un movimiento sutil
levante un poco mis nalgas del asiento y me subi un poco mas la falda de tal
forma que la chica que estaba agachada en la debajo de mesa pudiera apreciar mi
vagina con mucha facilidad.



Puede observar como veía mi clítoris y casi no podía ver al
piso al ver aquella imagen de mi mano saboreando la verga de mi jefe y mi coño
por el otro lado depilado a escasas pulgadas de su nariz.



Rápidamente observe para atrás y como el restaurante
continuaba casi vacío procedí a bajar el zipper de mi amigo para sacarle la
verga a ver hasta donde la chica estaba dispuesta a seguir en el juego. Para mi
sorpresa la chica se demoraba en recoger los vidrios esparcidos y su cara se
acercaba cada vez a mis rodillas. La situación me excitaba muchísimo y ni amado
continuaba como si no estuviera allí, mirando a lo lejos.



Finalmente saque toda la verga de mi amigo y la cara de la
chica estaba a escasos centímetros mirando al escena, ya no miraba al piso
miraba la enorme verga de mi acompañante y como yo lo masturbaba con genial
movimiento. Seguramente ella estaba super excitada, por como se le veían los
pezones duros debajo de su camisa blanca, hasta que la pude ver pasarse uso
dedos por su entre pierna.



Al estar agachada su falda se había corrido hacia arriba
dejando ver un hilo blanco de su interior y el dibujo de muchos pelos que la
acompañaban, me atreví a dar un paso más y con mis pies descalzos los largue y
los roces entre sus piernas, la chica no salía de su sorpresa por la situación.
Me alce nuevamente de la silla y me subí la falda toda, hasta dejar mi coño al
aire, la verga de mi amante al aire y ya le toca la chucha a la chica con los
dedos de mis pies. Ella no se hizo de esperar y metió sus manos en mi vagina, y
yo solté un pequeño atisbo de placer. Solté la verga de mi novio y al ver ella
la oportunidad también agarro la verga de el, así que nos manoseaba a los dos,
el siguió mirando al mar y yo agarre la cabeza de la chica y la empuje entre mis
piernas, la situación se había descontrolado, la chica ahora metía su lengua en
mi vagina y masturbaba a mi novio, con el ya estaba muy caliente se corrió en
las manos de la chica soltando un enorme caño de leche y ella inmediamente lo
soltó y se dedicó a mamarme.



Se oyó algo de ruido y me soltó.



Salió debajo de la mesa y me dijo sin mediar palabra, señora
los baños están al final del pasillo a la izquierda, si quiere la acompaño.



Yo me pare instintivamente y la seguí. Ella saco una llave
del bolsillo de su falda y mirando para atrás para que nadie nos siguiera abrió
una puerta. Era los vestidores de los empleados. Rápidamente entramos y ella
cerro tras ella, camino decididamente hasta el final de la habitación y tomo a
la izquierda, había una pequeña salita de descanso y un sofá negro. Sin decir
media palabra se subió la falda y se bajo las bragas, abrió un Locker tras ella
y saco un enorme vibrador negro y un condón. Le puso el condón al vibrador y me
pido que me sentara. Accedí, y abrí las piernas, la chica me metío aquella
máquina propinándome un rico orgasmo, al rato dejo la máquina y puso su cara
entre mis piernas nuevamente para darme una estupenda mamada. Aunque yo nunca
había estado con otra mujer me pareció justo que hiciera algo por la chica así
que le pedí que se sentara. Me arrodille, abrí un poco mis piernas me metí el
vibrador eléctrico y lo encendí dentro de mi y me propuse darle una estupenda
mamada a la chica, chupaba su clítoris, y ella se retorcía en el sofá, me decía
no pares, me vengo coño, sacame la leche, mientras yo disfrutaba enormemente del
rico zumbido del vibrador dentro de mi. No demoró mucho cuando ella se corrió yo
nuevamente.



Nos separamos. Ella se puso sus interiores y yo me estire la
falda nuevamente. Salimos y mi marido estaba comiendo. Había pedido a otro
muchacho, que le pregunto donde estabas y muy rápidamente dijo la señora tuvo un
inconveniente en el baño y yo la ayude, El otro mesero habrá pensado que me
manche por que me miro el culo, el cual estaba todo mojado, pero no se trataba
de sangre, sino de toda la leche que me corría.



La chica se despidió y nos dijo su nombre…..el cual ya no
recuerdo.



Terminamos de comer y mi novio dejo su tarjeta en un tablero
con el propósito de que nos llamen algún día.


Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 0
Media de votos: 0


Si te gusta la web pulsa +1 y me gusta






Relato: Relación excitante
Leida: 504veces
Tiempo de lectura: 9minuto/s





Participa en la web
Envia tu relato







Contacto
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Encuestas

Afiliados



























No soy tan puta site:parma-build.rumisrelatosporno cuñado delialos pezoncitos de mi hijita relató incestorelatos polla a savor de chochorelato nuemro 9 del abuelito aprovechadojorange.ru sobrinitarelato nina 9 penetrada anal vaginalrelatos eroticos secretos inconfesables de una madre champirelatos eroticos cuidando primitarelato polla putita culojorange.ru sobrinacolegio site:parma-build.rumi bebita relatomujeres.yorando por resibir verga analNunca habia visto un caballo excitado historias eroticasRelato erótico me coji al hijo de mi vecina de cinco añosrelato erotico jugando con mi vecinita de 10 al caballitomanoseada site:parma-build.ruRelatos porno de amor filial mi madre me besacuentos eróticos,anabel sus grandes tetas y sus caderas sensuales en la reunión ....paradita solo le sube la falda y le hace a un ladito el bikiniRelatos porno amor filial descubri a mi hija 2 bdlol.rurelatos eroticos la situación me desbordóte me hicieron en mis partes intimas me gusto ,relatosmi bebita relatoZoobisex orgía nalgona site:parma-build.rurelatos eróticos el internado de sandhurst 06Relatos porno amor filial bdlol.rusorritas de peque 0Š9as xxxRelatos porno amor filial alquilando a mi hija 11 bdlol.ruRelatos porno amor filial diario de vida bdlol.ruRelatos erotico era la primera vez que limpiaba un establo de caballosrelato erotico mi hermano tiene una verga grande y ancha q puta soyConfesiones el viejo me jala duro el clitoris y me gustaPorno relato me amor filial jorange.ruPorno relato me amor filial jorange.rupadre site:parma-build.ruPorno relato amor filial de buelta en la finca jorange.rumisrelatosporno vecinitawww poringa abuelo aprovechado porno relatoarecien site:parma-build.ruporno sequetalafolleami.madre.viudarelatos vagina sabor orinanalgona site:parma-build.rume hice la putita por un plumon relatosRelatos porno amor filial bdlol.rumi suegra ysus calzones relatosloca site:parma-build.ruInfiel con el profesor de gym relatosrelatos soy mexicana y asepte acostarme con dos amigos de mi esposorelatospornos trio con mi esposa y mi comadrerelatos de sexo con hija de 9relatos mi amigo en mi casa y mi mujer casi desnudaPorno relato descuvri a mi pequeña hija jorange.ruPorno relato amor filial bdlol.rurelatos xxx de campesinas la herencia por mi familia campesinasRelatos porno amor filial yo me cogi a mis cuñadas parte 1 bdlol.ru"relatos porno chileno"relato erotico carta insestuosa a mi madrepadre site:parma-build.ruempezando en la masturbacion relato eroticoabierto site:parma-build.ruRelatos porno amor filial mus memorias (3) bdlol.ruabierto site:parma-build.ruPorno relato mi hermano se folla a sus sobrinas jorange.ruRelatos Enamorada de mi padre desde pequeRelatos porno amor filial mis sobrinas de 11 bdlol.ruwww.local de videojuegos 2 relatos eroticos.comrelatos eroticos de copas con peperelatos eroticos de amor filial y cigarillosrelatos eroticos su amiguita nos mirabala nena me dejo correrme en los labios de su pequena vagina porn confesioncoji mi madre viudad de Mexico y la ise mi amantejorange.ru hijastroMi esposo me dejo sola con mi suegro y me follo como nadie lo habia hechorelatos eroticos con taxistasdesnude a la nena de mi vecina para banarla porn relatopor las noche me cuelo en la avitacion de mi madre y me la enculo dormida relatos escritos pornoSolita con el novio de mama relatospornmaduropeludasRelatos porno amor filial mi vida de soltero bdlol.ru